Definición de posicionamiento

Se llama posicionamiento al lugar que, en la percepción mental de un cliente o consumidor, tiene una marca, lo que constituye la principal diferencia que existe entre esta y la competencia. El principio de posicionamiento da por sentado que lo que ocurre en el mercado es consecuencia de lo que sucede en la subjetividad de cada individuo en el proceso de conocimiento, consideración y uso de la oferta, de ahí que suela decirse que, realmente, existen tantos posicionamientos como cantidad de personas que perciben una marca en particular.

Como forma de inferir el posicionamiento que los clientes tienen de un negocio sugerimos el siguiente planteamiento: si un cliente quisiera recomendar a un amigo un negocio -por ejemplo, un restaurante- pero no recordase su nombre, ¿cómo se referiría a él? Si, por ejemplo, lo haría como «el local que tiene una fachada verde», su posicionamiento -o parte de él- sería de color.

Algunos tipos de posicionamiento, son: por cualidades, calidad, valor o precio -alto, medio o bajo-, de primero, de segundo, por beneficios, a través del nombre, por solución de problemas, según los competidores, por celebridades, por estilo de vida, etc.

Este concepto es explicado en profundidad en nuestro curso de ‘Dirección de Marketing Digital‘ como una de las primeras cuestiones a definir antes de adentrarse en Internet desde un punto de vista marketiniano.

¿Te ha resultado interesante?

Artículos relacionados